Feb 062013
 

No se puede escribir punto después de un signo de cierre de interrogación. El signo de interrogación ya lleva el punto incorporado (?) y, por tanto, sería redundante añadirle otro a continuación. Esta es la forma correcta de puntuar:

(1) ¿Se puede acaso dudar de sus buenas intenciones? Pues sí, yo creo que se puede dudar.

Como se ve en (1), el signo de interrogación indica por sí solo el cierre del enunciado sin necesidad de añadir un punto tras él.

Esta norma, no obstante, tiene su excepción. A veces, los signos de interrogación se combinan con otros signos dobles como paréntesis (), corchetes [], comillas “” o rayas ——. Pues bien, cuando el signo de cierre de interrogación va seguido inmediatamente por el cierre de uno de estos, hay que añadir a continuación el punto si queremos indicar que ahí concluye el enunciado, por ejemplo:

(2) No ha aparecido por aquí todavía tu prima (¿tendrá el valor de no venir?).

(3) Hemos adoptado todas las medidas necesarias para depurar responsabilidades [¿seguro?].

(4) Y dejó en el aire la siguiente pregunta: “¿Hasta cuándo, por favor, hasta cuándo?”.

(5) Oigamos lo que tiene que decir el ministro —¿una mentirijilla, quizás?—.

En estos casos, el punto es obligatorio. En todos los demás, hemos de prescindir de él.

 6 de febrero de 2013  ortografía