Manu militari

La expresión latina manu militari significa literalmente ‘con mano militar’, es decir, por la fuerza de las armas:

(1) Después de proclamar el derecho de las naciones a la independencia, las sometieron manu militari [Jean Meyer: Rusia y sus imperios].

Normalmente se emplea con el significado de ‘por la fuerza’ (2) o incluso ‘con mano dura, sin andarse con contemplaciones’ (3). Se trata entonces de un uso figurado que reposa sobre una metáfora.

(2) En La Revue de Paris la novela aparece […] con numerosas mutilaciones, algunas de las cuales había aceptado Flaubert a regañadientes, otras impuestas manu militari por los directores [Mario Vargas Llosa: La orgía perpetua: Flaubert y Madame Bovary].

(3) […] el jefe del Ejecutivo cerró los últimos flecos de unas cuentas que se han diseñado manu militari [Abc, (España) 31-3-2012].

Ortotipográficamente, esta expresión se trata como un extranjerismo crudo, es decir, se debe escribir en cursiva o, si se trata de un texto manuscrito, entre comillas.

No es correcto añadirle una preposición. Son semicultas formas como con manu militari o por manu militari:

(4) Las cosas no se pueden hacer en cuatro días y con manu militari

(5) No se puede someter a la población por manu militari

Las formas anteriores no son correctas porque la locución latina ya incorpora en su significado la idea que expresa en español la preposición.

También es incorrecto utilizar esta expresión sin que lleve dentro la idea de ‘con’ o ‘por':

(6) Su estilo de mando es una mezcla de manu militari y exquisitez en las formas

El problema de la oración (6) está en que manu militari no significa simplemente ‘mano militar’ o ‘mano dura’ sino ‘con mano militar’, ‘con mano dura’.

Como ocurre por lo general con los giros latinos, lo más prudente y lo más adecuado estilísticamente suele ser quedarse con la versión castellana (arriba hemos propuesto algunas posibilidades). Y es que, con estas expresiones, si lo hacemos bien, difícilmente nos alabarán por buenos latinistas; y si lo hacemos mal…

Haz un ejercicio para practicar el uso de esta y de otras expresiones latinas.

Comenta este artículo en las redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter