Ago 292012
 

Un campus es un terreno en el que se agrupan diversas instalaciones de una universidad. Este es el sentido en que se utiliza en los siguientes ejemplos:

(1) Luis Zelaya, rector de la Unitec, dijo que los cinco edificios que tendrá el nuevo campus contarán con los más altos estándares internacionales [La Prensa (Honduras), 15-8-2012].

(2) La apertura de la residencia del campus de Mieres generará 12 puestos de trabajo [La Nueva España (España), 22-8-2012].

Aunque campus es un sustantivo de origen latino, a nosotros nos llega a través del inglés. Esto se explica porque la idea de concentrar las instalaciones universitarias en unos terrenos de uso exclusivo es una invención estadounidense. Las universidades europeas tradicionales estaban integradas en la ciudad y tenían sus edificios repartidos por las calles, como habrá tenido ocasión de comprobar cualquiera que haya visitado ciudades como Salamanca o Heidelberg.

Es importante entender que una universidad puede tener varios campus, uno solo o incluso ninguno si es una universidad a la antigua usanza. Así evitaremos caer en un error que está cada vez más extendido en los medios de comunicación. Fijémonos en los dos ejemplos siguientes, que adapto de sendos diarios españoles:

(3) El ranquin de Shangái tiene muy en cuenta la capacidad de investigación de los campus.

(4) El nuevo calendario académico ya se ha implantado en muchos campus españoles, como la Universidad de Oviedo, la de Navarra, la Carlos III…

En (3) se está sustituyendo, de manera poco afortunada, la institución por sus instalaciones. En (4) se confunde la parte con el todo. Estos usos en el mejor de los casos dan muestras de un insuficiente conocimiento léxico y, en el peor, de un razonamiento defectuoso. Lo que estaban intentando decir quienes escribieron estas oraciones es simplemente esto:

(5) El ranquin de Shangái tiene muy en cuenta la capacidad de investigación de las universidades.

(6) El nuevo calendario académico ya se ha implantado en muchas universidades españolas, como la de Oviedo, la de Navarra, la Carlos III…

Por tanto, al emplear esta palabra hemos de tener presente que campus no es sinónimo de universidad.

Por lo demás, conviene saber que se mantiene invariable en plural:

(7) Los tiroteos en los campus universitarios se han incrementado en los últimos años [El Heraldo (Honduras), acceso: 14-8-2012].

Es decir, frente a una forma singular (el) campus, tenemos un plural (los) campus. Se sigue en esto la norma de formación del plural de las palabras terminadas en -s. Son incorrectos plurales a la manera inglesa, como los cámpuses, o formaciones vulgares como los campuses.

Al tratarse de un sustantivo que está plenamente integrado en el léxico del español, no hay necesidad de destacarlo con la cursiva o las comillas. Sencillamente, se escribe en redonda como el resto del texto.

A partir del significado de ‘terrenos o instalaciones de una universidad’ se han ido derivando otros que no ofrecen problemas para su comprensión y que han venido a enriquecer el contenido de esta palabra. Por ejemplo, algunas empresas han empezado a llamar también campus a los lugares donde agrupan sus instalaciones. También se tiende a denominar campus a ciertos eventos, a veces competitivos, que reúnen a un número de personas en un lugar concreto con un objetivo determinado, como campus internacional de informáticacampus de baloncesto. No creo que nadie tenga nada que objetar a estas extensiones semánticas.

En cualquier caso, para evitarnos disgustos nunca está de más echar un vistazo al diccionario antes de lanzarnos alegremente a escribir.

 29 de Agosto de 2012  léxico, sustantivo